2014/12/12

Santurtzi pone en marcha una iniciativa pionera para identificar a txikis o ancianos que puedan perderse en la calle




El Ayuntamiento de Santurtzi ha puesto en marcha una iniciativa pionera de cara a poder localizar

a los familiares de una persona en el caso de que ésta se haya perdido o desorientado en la calle. Se

trata de una pulsera de tela con información individualizada y que llevará impreso el teléfono de la

policía municipal para proceder a localizar a su familia.

Este nuevo servicio está destinado a dos claros públicos. Por un lado, los y las menores de entre 2 y

6 años de edad, con el fin de velar por su seguridad, así como las personas mayores con alzheimer o

enfermedades similares que puedan provocarles desorientación. “Este nuevo servicio va a permitir

que las personas usuarias puedan estar identificadas a través del uso de una pulsera identificativa

en cualquier evento multitudinario o incluso cuando salen simplemente a la calle”, ha señalado en

rueda de prensa el concejal de Seguridad Ciudadana, Manu Seoane. “Este nuevo servicio puede ser

de utilidad en caso de que algún niño o persona mayor se desoriente o se pierda en cualquier evento


o simplemente dando un paseo”.

De esta manera, tal y como ha explicado Seoane, cada pulsera llevará un código QR con

información detallada. Así, si por ejemplo un padre desea una pulsera para su hijo o hija, deberá

acudir a dependencias policiales a facilitar información detallada sobre sus hijos, de manera que

cada pulsera llevará un código QR diferente acorde a la información facilitada en cada caso, como

puede ser teléfono o una forma de ponerse en contacto con sus progenitores, alergias si las tuviera u

otras necesidades específicas.

“Estas pulseras identificativas contarán con un código QR, que es un modelo sumamente útil para

almacenar información”. Así, estos códigos se pueden leer desde un PC, smartphone o tableta

mediante la descarga de aplicaciones para ello.

Estas pulseras identificativas, reutilizables porque están elaboradas con un material resistente al

agua, se colocan en las muñecas, son muy visibles y permite una lectura segura, rápida y efectiva.

Con independencia de lo anteriormente expuesto, dado que cualquier persona, con la aplicación

correspondiente, podría acceder a los datos que el menor porta en el Código QR ubicado en la

pulsera, la policía local introducirá los datos personales del menor y sus responsables codificados y

los mismos responderán a un código fiscal que únicamente conocerá la propia policía, con lo que se

hace imposible su lectura por parte del resto de personas.

Esto hace que si el menor se ha extraviado o perdido, aquella persona que lo encuentre, a la única

información que podrá tener acceso es a los datos de la Policía Local y al número de identificación

fiscal insertado en la misma. Una vez puestos en contacto con la policía municipal, ésta dará las

instrucciones pertinentes para garantizar la seguridad del o de la menor.

Para solicitar esta pulsera, que es totalmente gratuita, se deberá rellenar un pequeño formulario donde

se recogerán los datos de los progenitores y de los y las menores a efectos únicamente de su posterior

localización. Una vez generado en base a la documentación recibida el código QR, la policía se

pondrá en contacto con las personas que lo han solicitado para que éstos puedan recoger la pulsera.

Muy práctica para mayores

Por su parte, la concejala de Acción Social e Igualdad, Aintzane Urkijo, ha valorado este sistema

como “muy práctico” también para las personas mayores del municipio. “Si bien se trata de una

iniciativa muy útil para los y las txikis, no lo es menos para personas con enfermedades como

Alzheimer o que son propensas a desorientarse”. Por este motivo, es una medida que también se va a

poner a disposición de familiares con personas mayores, porque “de la misma manera, en caso de que

se pierdan y que no sean capaces de explicar a quien le encuentre dónde vive o a quién llamar, es una

forma rápida de ponerse en contacto con la policía”, ya que independientemente de que no disponga

de un móvil con la aplicación para leerlo, en la misma pulsera aparece a simple vista el teléfono de la

policía.

Consideramos que es una iniciativa que puede interesar a un colectivo muy importante de personas, y

más teniendo en cuenta de que se trata de un servicio gratuito que se ofrece desde el ayuntamiento.

“De todas formas, al no ser un servicio cerrado exclusivamente a estos dos colectivos, invitamos a

cualquier persona que pueda estar interesada en este servicio a que acuda a la policía municipal a

solicitar su pulsera personalizada”, ha concluido Urkijo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Se ha producido un error en este gadget.